Dos Viviendas en Oropesa (Toledo) de Paredes Pedrosa Arquitectos

El jurado de los Premios Cerámica de Arquitectura e Interiorismo, organizados por ASCER, ha anunciado los ganadores de su decimoquinta edición. Las dos principales categorías “Arquitectura” e “Interiorismo” cuentan con una dotación de 17.000 € cada una. El concurso de Proyectos Fin de Carrera dirigido a estudiantes de Arquitectura está dotado con 5.000 €. 

El proyecto “Dos Viviendas en Oropesa (Toledo)” de Paredes Pedrosa Arquitectos ha resultado ganador en la categoría de Arquitectura, por el uso de la cerámica no como simplemente un revestimiento o un acabado, sino como material capaz de generar “una envolvente e imagen única al proyecto”.
 

Dos Viviendas en Oropesa (Toledo)” de Paredes Pedrosa Arquitectos

El jurado también ha querido otorgar una mención en la categoría de Arquitectura a la “Casa MM, Palma de Mallorca” de Ohlab. Una vivienda diseñada según los estándares Passivhaus para conseguir la máxima eficiencia energética. El proyecto cuenta con una cubierta inclinada resuelta con una baldosa cerámica blanca de 15x15cm que permite la reutilización del agua de lluvia.
 

Casa MM, Palma de Mallorca de Ohlab

En la categoría de Interiorismo el primer premio ha sido para “TABA espazioa” de Ibon Salaberria, un espacio con cafetería, pizzería y vinoteca en los bajos de Tabakalera, el nuevo Centro Internacional de Cultura Contemporánea de San Sebastián. El suelo y las barras se revisten con cerámica 10x10 cm a modo de alfombras.
 

TABA espazioa” de Ibon Salaberria,

La mención de esta categoría ha sido para la “Casa#77” de Raúl Montero Martínez y Emilio Pardo Rivacoba, un proyecto de reforma de un apartamento de apenas 51 m2 situado en el bajocubierta de un edificio de viviendas del Casco Antiguo de Pamplona.

Por último, los Premios Cerámica cuentan con una categoría destinada a distinguir el mejor Proyecto Fin de Carrera (PFC) realizado por estudiantes de Arquitectura de Escuelas en el que el uso de cerámica en el proyecto juegue un papel importante. El jurado ha acordado conceder el primer premio en la categoría de PFC al proyecto “In-Situ: Tools and Technology in Traditional Architecture” de M Wesam Al Asali de la Universidad de Cambridge.
La mención en la categoría PFC ha sido para el proyecto “Como agua de mayo” de Belén Collado González, de la Universidad San Pablo CEU de Madrid por la plasticidad y la sensibilidad en el uso del material. 

El jurado del premio ha estado presidido por el arquitecto portugués Gonçalo Byrne, quien ha recibido distinciones como la Medalla de Oro de la Academia de Arquitectura de Francia o el Premio de Roma (Piranesi). Componen el resto del jurado Elisa Valero (catedrática de Proyectos Arquitectónicos en la Escuela Superior de Arquitectura de Granada), Iñaqui Carnicero (profesor visitante en la Universidad de Cornell y comisario del Pabellón Español en la XV Bienal de Arquitectura de Venecia), José M. Milá (diseñador y presidente de RED, Reunión de Empresas de Diseño), Nuno Brandão Costa (arquitecto portugués que ha colaborado en diversas muestras como la Bienal Internacional de Venecia), Ricardo Sánchez Lampreave (profesor en diferentes escuelas y universidades, comisario de varias exposiciones y prolífico editor en medios especializados) y Ramón Monfort, arquitecto vinculado al Colegio de Arquitectos de Castellón y que ha formado parte del jurado ininterrumpidamente desde sus inicios.
 
 


premioscerámica